share on facebook share on twitter share on g+ pin it on pinterest

11 enero 2016

Todos sabemos lo que es la caspa pero ¿realmente la conoces?

La Pitiriasis, llamada comúnmente "caspa", aparece normalmente entre los 10 y los 25 años y mejora espontáneamente entre los 45 y los 55, aunque puede persistir hasta la vejez.

Esta alteración se produce por un cambio acelerado de las células epidérmicas que, a causa del aumento de la velocidad de migración, no llega a alcanzar la completa maduración antes de soltarse. Está formada, por tanto, por escamas blancas o grisáceas, localizadas de forma difusa por todo el cuero cabelludo.

A causa de la irregular estructura de las células en la caspa, la piel se vuelve más permeable y se debe, por tanto, tener en cuenta la excesiva absorción de cualquier sustancia farmacológica o química, en general, aplicada localmente.

Es interesante tener en cuenta que entre las escamas y el cabello de una persona con caspa, está siempre presente en cantidad importante un microorganismo, el Pityrosporum oval, de ahí el nombre que recibe la caspa, Pitiriasis. Esto no significa que él sea el culpable de esta anomalía. Lo que sí está claro es que un aumento de este germen en cantidades considerables, sí es el culpable del fastidioso picor e irritación en el cuero cabelludo.

Clínicamente hay que distinguir entre una pitiriasis seca o simple, en la cual el cuero cabelludo está cubierto por pequeñas escamas muy finas, que se sueltan fácilmente y aparecen en cueros cabelludos normales sin prurito y una pitiriasis grasa o esteatoide, en la que las escamas son más gruesas, untuosas y amarillentas, se adhieren al cuero cabelludo que está ligeramente eritematoso y untuoso; en este caso el prurito es notable.

Para su tratamiento, lo principal es un diagnóstico previo que podrá hacerte el especialista en tratamientos de tu salón de peluquería.

La caspa requiere la mejor de las acciones de limpieza que seamos capaces de hacer, teniendo en cuenta que dicha limpieza debe realizarse sin agresiones.  La sequedad consecuente de un lavado demasiado enérgico podría dar lugar a una acentuación de la producción de las escamas.

Lo más aconsejable es realizar una exfoliación con agentes antimicóticos y, posteriormente, mantener el equilibrio del pH con productos hidratantes. La prevención es la mejor solución y para ello recomendamos usar regularmente el tratamiento Eksperience Purity, un tratamiento que reduce en un 97% la presencia y la dimensión de las escamas de caspa y que te ayudará a mantenerla controlada.

La fórmula de Eksperience Purity, a base del exclusivo complejo Aquamaris Complex, te ayudará a purificar a fondo el cuero cabelludo y a mantenerlo hidratado.

Aquamaris Complex está formado por:

  • Agua de Manantial Marino: extraída de la isla francesa de Noirmoutier donde emerge a una temperatura constante de 14º, lo que permite vivir a los microorganismos y algas
  • Algas específicas: organismos de ciclo vital simple y completo que fortalecen el cabello y le aportan una reserva de energía y nutrición
  • Sea Oligon Complex: complejo de Oligoelementos (zinc, cobre, hierro y silicio) y Oligopéptidos seleccionados del agua más pura, libre de contaminación

TENDENCIAS CABELLO